»Turquía está lista para hablar con la diáspora armenia»

El ministro de exteriores turco Ahmet Davutoğlu insistió esta semana en que los esfuerzos de Turquía para normalizar sus relaciones con Armenia no se limitan únicamente al gobierno armenio.

El ministro de exteriores turco Ahmet Davutoğlu insistió esta semana en que los esfuerzos de Turquía para normalizar sus relaciones con Armenia no se limitan únicamente al gobierno armenio, sino que Ankara quiere implicar también a la diáspora armenia que reside en Europa y Estados Unidos.
Davutoğlu hizo estas declaraciones el míercoles en respuestas a los periodistas en Washington, poco antes de partir en viaje oficial hacia Brasil. Para el ministro, los turcos y armenios que viven «en París y Boston» deberían sentarse juntos e intentar reconciliar sus recuerdos sobre los trágicos sucesos que tuvieron lugar en 1915, que los armenios consideran la base para sus alegaciones sobre el llamado «genocidio armenio» mientras que los turcos atribuyen a las drámaticas circunstancias que se vivieron durante el colapso del Imperio Otomano.

«Estamos listos para escuchar a nuestros amigos armenios sobre nuestra historia», declaró Davutoğlu, al tiempo que subrayó que nadie debería imponer unilateralmente sus recuerdos sobre la otra parte. En este sentido, Davutoğlu recordó que unos dos millones de turcos se vieron forzados a emigrar en los primeros años del siglo XX desde los Balcanes y el Cáucaso hacia Anatolia, a medida que esos territorios fueron independizándose del Imperio Otomano o fueron conquistados por otras potencias europeas.

El mismo día de estas declaraciones, Davutoğlu se reunión en Washington con los embajadores de Turquía en Estados Unidos y Canadá y con los cónsules generales de Chicago, Houston, Los Ángeles y Toronto, a los que les pidió impulsar el diálogo con la diáspora armenia y fomentar el acercamiento entre las comunidades turca y armenia residente en ambos países.
 
Según declararon fuentes diplomáticas turcas a la agencia de noticias Anatolia, resulta imprescindible implicar a la diáspora armenia en el proceso de reconciliación entre Turquía y Armenia para conseguir llevarlo a buen puerto. No obstante Ankara dará por ahora prioridad al contacto con los grupos armenios dispuestos al diálogo frente a aquellos que más rechazo frontal manifiestan a cualquier acercamiento a Turquía.