REGRESAN A TURQUÍA ALGUNOS DE LOS SUPERVIVIENTES DEL ACCIDENTE

Siete de los 62 supervivientes del accidente aéreo que no se encuentran ya hospitalizados tras el accidente aéreo que tuvo lugar el miércoles en Holanda regresaron ayer jueves a Turquía en un avión puesto a su disposición por la compañía Turkish Airlines. Por ahora 63 personas permanecen hospitalizadas, seis de ellas en estado crítico, según informaron las autoridades holandesas. Los expertos creen que se evitó una gran catástrofe al conseguir los pilotos que el avión cayese en un descampado, situado a pocos metros de unas viviendas y de una de las principales autopistas de la zona, que a esa hora se encontraba atestada de tráfico.

Un equipo de expertos turco partió para Holanda para ayudar en la investigación de lo ocurrido en el aeropuerto de Schiphol. Por su parte el ministro de transporte turco, Binali Yıldırım, quiso rendir un homenaje al piloto -fallecido en el accidente- al conseguir minimizar las víctimas mortales haciendo que el avión cayese en unos campos. \»Me gustaría hacer un homenaje al piloto, que a costa de su propia vida se aseguró de minimizar los daños humanos\», dijo Yıldırım.

Tres miembros de la tripulación del avión, el capitán Hasan Tahsin y los copilotos Olgay Özgür y Murat Sezer, murieron en el accidente. Las identidades de las víctimas fueron anunciadas tras ser comunicadas primero a sus familiares.

Mientras, siguen llegando las muestras de pésame de distintos países. Ayer jueves fue el presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, quien envió un mensaje al presidente turco Abdullah Gül expresándole sus condolencias por lo ocurrido en nombre de la Comisión.

63 personas aún hospitalizadas

Por su parte el alcade de la localidad holandesa de Haarlemmermeer -donde se encuentra el aeropuerto de Schiphol-, Theo Weterings, ofreció ayer una rueda de prensa en el aeropuerto para decir que un total de 121 personas han sido examinadas en 13 hospitales distintos de la zona. Weterings confirmó que 63 personas continúan hospitalizadas, seis de ellas en estado crítico, de las cuales aún se desconoce la identidad de cuatro de ellas.

El alcalde indicó además que de los 134 pasajeros que viajaban a bordo del vuelo TK 1951 de Turkish Airlines que se estrelló el miércoles 53 eran de nacionalidad holandesa y 51 lo eran de Turquía. Había además un alemán, siete estadounidenses -cuatro de ellos empleados de la empresa Boeing, fabricante del aparato-, tres británicos, un búlgaro, un finlandés, un italiano y un taiwanés. Aún se desconocen las nacionalidades de 15 pasajeros, incluyendo seis de los fallecidos.