Cosas que los gatos sólo pueden hacer en Estambul…

El frío y la nieve han regresado a Estambul, donde los termómetros no superan los 5 grados y los gatos callejeros buscan refugiarse de las bajas temperaturas en lugares como el metro. En la estación de Topkapı-Ulubatlı, situada junto a las murallas históricas de la ciudad, las imágenes de unos gatos durmiendo aprovechando el calor que desprenden las pantallas de los molinetes del metro han llamado la atención de muchos usuarios del metro, que procuran no molestarlos y se hacen fotos con ellos. Cosas que sólo ocurren en la «República de los Gatos«…