Una sustancia sospechosa desata la alarma en varios consulados de Estambul

Al menos 16 personas fueron hospitalizadas el viernes después de que sobres con una sustancia sospechosa fueran enviados a varios consulados occidentales en la ciudad.

El Ministerio de Salud de Turquía confirmó el viernes que un total de 16 personas que formaban parte del personal de varios consulados de Estambul -10 del consulado de Canadá, cuatro del consulado de Bélgica y dos del consulado de Alemania– ingresaron en hospitales de la ciudad como medida de precaución, tras haber entrado en contacto con una extraña sustancia enviada en varios paquetes.

La misma fuente añadió que la sustancia, un polvo amarillo que fue enviado en distintos sobres y paquetes remitidos a los consulados de varios países occidentales en la metrópolis turca, aún estaba pendiente de ser analizada en detalle y que los resultados sobre su composición se conocerían el lunes.

La primera alarma se desató después de que un sobre que contenía esta sustancia sospechosa fuera enviada al consulado de Canadá, lo que llevó a equipos turcos especializados en contaminación química y radiactiva a ser enviados al lugar, donde acordonaron el edificio y procedieron a descontaminarlo. La policía de Estambul recibiría poco después similares avisos desde las sedes consulares de Bélgica y Alemania.

La Agencia de Gestión de Desastres y Emergencia (AFAD), dependiente del gobierno turco, informó en un comunicado posteriormente que al menos una persona del consulado canadiense había tenido contacto directo con la sustancia contenida en el sobre, mientras que otras seis habían estado expuestas de forma indirecta.

El consulado de Estados Unidos en la ciudad indicó también el viernes a través de su cuenta en Twitter que había recibido un sobre conteniendo una sustancia sospechosa, que sin embargo fue “tratada con los protocolos establecidos (para estos casos), y las autoridades (turcas) están investigando el asunto”. Técnicos de AFAD llevaron a cabo posteriormente en sus dependencias una búsqueda de posibles sustancias peligrosas.

El consulado alemán canceló todos los eventos previstos para el viernes como medida de seguridad, según informó la prensa turca, mientras otros consulados han incrementado las medidas de precaución y seguridad en previsión de sucesos similares. Las autoridades turcas han abierto una investigación, pero por ahora se desconoce quién podría estar detrás de estos envíos.

A última hora del viernes equipos de AFAD trabajaban en la limpieza del consulado de Francia en Estambul, procediendo a descontaminar durante varias horas tanto sus dependencias como al personal que trabaja en el mismo. El consulado británico en la ciudad anunció también la puesta en marcha de nuevas medidas de seguridad para los envíos remitidos a su sede.