Irán anuncia el envío de su primer buque para romper el bloqueo a Gaza

Irán anunció ayer que el primero de los buques con ayuda humanitaria destinada a Gaza partió rumbo al territorio palestino, en lo que se considera un desafío del régimen iraní a Israel.

Irán anunció ayer que el primero de los buques con ayuda humanitaria destinada a Gaza partió el domingo rumbo al territorio palestino, en lo que se considera un desafío del régimen iraní a Israel.
 
La televisión estatal iraní anunció el lunes que el primer buque con destino a Gaza había salido del puerto el domingo y otro partirá este próximo viernes, ambos cargados con voluntarios y ayuda humanitaria para la Franja.
 
Los cargueros, que transportan juguetes, material de construcción y comida, no viajarán escoltados por la Guardia Revolucionaria tal y como se había señalado anteriormente. «Tal medida no está en el orden del día de los Guardianes de la Revolución», explicó Salami un comandante de este cuerpo de élite iraní, que añadió que no estaban preocupados «por las amenazas de Israel».
 
La Media Luna Roja iraní reveló además que habían recibido solicitudes de más de 100.000 voluntarios dispuestos a embarcarse rumbo a Gaza a bordo de los buques con ayuda humanitaria. Los organizadores del convoy anunciaron que los envíos de ayuda continuarían «hasta que el bloqueo (a Gaza) sea levantado». También el lunes se informó de que cuatro diputados iraníes viajarán esta semana a Gaza a través del paso de Rafah, entre Egipto y Gaza.
 
Mientras, el primer ministro israelí, Bemjamín Netanyahu, que se opone frontalmente al fin del bloqueo a Gaza, recalcó que su país nunca permitirá que la Franja de Gaza se convierta en un «puerto iraní» y reiteró las acusaciones contra Irán de proveer de armas al movimiento islamista palestino Hamás, que desde 2007 controla el territorio palestino.
 
No obstante parece que Netanyahu, bajo la presión mundial, estaría dispuesto a facilitar la entrada de ciertas mercancías de primera necesidad a Gaza, aunque mantiene su decisión de no permitir la entrada de materiales de construcción al territorio, una necesidad vital para el millón y medio de palestinos que viven en Gaza tras los tremendos bombardeos que sufrió la Franja durante la ofensiva israelí de diciembre de 2008.
 
El anuncio de Irán de enviar barcos con ayuda para Gaza coincide además con la noticia de la apertura en Israel del proceso para investigar el abordaje de la llamada «Flotilla de la Libertad» que saldó con al menos 9 muertos. Pese a las presiones internacionales y la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU, la comisión estará organizada por el gobierno israelí y únicamente contará con dos observadores extranjeros sin derecho a voto.