Erdoğan advierte a Obama sobre Irán

Una acción militar contra Irán sería una gran equivocación que sufrirían no sólo aquellos que cometiesen semejante locura. Así de contundente se expresó el primer ministro Recep Tayyip Erdoğan.

Una acción militar contra Irán sería una gran equivocación que sufrirían no sólo aquellos que cometiesen semejante locura. Así de contundente se expresó el primer ministro Recep Tayyip Erdoğan durante la reunión extraordinaria que mantuvo con Barack Obama en el marco de la cumbre del G-20 en Pittsburg.

Erdoğan y Obama hablaron sobre los problemas en Oriente Medio y las relaciones entre Turquía, Armenia y Azerbaiyán. El primer ministro turco, quien se mostró cauteloso sobre la posibilidad de aplicar nuevas sanciones a Irán por su programa nuclear, no dudó en calificar la posibilidad de un ataque militar sobre la República Islámica como un acto de «locura», y puso como ejemplo la invasión de Irak y el posterior caos en que se hundió el país y toda la región.

Las declaraciones de Erdoğan se producen precisamente en un momento de máxima tensión con el régimen de Teherán, sumido en una creciente inestabilidad interna de la que acusa a Occidente, y después de que la semana pasada se hiciera público que posee desde hace años una segunda planta de enriquecimiento de uranio (susceptible de ser usado en armas atómicas) que ha mantenido oculta hasta ahora a la comunidad internacional. Además, este domingo Irán realizaba con éxito pruebas de lanzamiento de dos misiles capaces de alcanzar Israel y las bases estadounidenses en el Golfo Pérsico. Todo ello antes de la reunión que mantendrá este jueves con los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU (más Alemania), en la que el gobierno iraní ya ha descartado hablar de su programa de enriquecimiento de uranio.

El primer ministro turco mostró al presidente norteamericano la predisposición de Turquía, como miembro de la OTAN que mantiene sin embargo buenas relaciones con Irán, a jugar un papel mediador en el conflicto o cualquier otra intervención que se le solicite. Erdoğan se mostró opuesto a la existencia de armas nucleares en Oriente Medio, aunque tampoco dudó en hacer referencia a Israel al respecto. «Estamos absolutamente en contra de la existencia de armas nucleares en Oriente Medio. Hay un país en Oriente Medio que tiene armas atómicas», dijo Erdoğan en comentarios posteriores a la prensa, agregando que estaba previsto que el ministro de exteriores Ahmet Davutoğlu volviese a visitar Irán el jueves. Además está previsto que Erdoğan acuda a Irán en octubre para tratar la cuestión de su programa nuclear con el propio presidente Mahmud Admadijeyad.