Turquía exige explicaciones por el trato a su embajador en Israel

Turquía exigió este martes al gobierno israelí que ofrezca una explicación y «sus respectivas disculpas» por el trato vejatorio ofrecido a su embajador en Tel Aviv.

Turquía exigió este martes al gobierno israelí que ofrezca una explicación y «sus respectivas disculpas» por el trato vejatorio ofrecido a su embajador en Tel Aviv, lo que podría llevar a Ankara a retirar a su representante diplomático en Israel y aumentar aún más la tensión entre los dos países.
 
Las principales televisones de Turquía difundieron durante todo el día de ayer la fotografía que fue tomada por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Israel durante una reunión con el embajador turco, Ahmet Oğuz Çelikkol, en la que el diplomático aparece sentado a un nivel inferior que el viceministro de exteriores israelí Danny Avalon y sus ayudantes. La prensa israelí no dudó en calificar como «humillante» el trato recibido por el embajador turco, que fue convocado por la emisión en un canal privado de Turquía de una conocida serie que Israel considera «antisemita».
Çelikkol fue llamado a presentarse en el despacio de Ayalon en el Parlamento israelí (Kneset) en vez de en el Ministerio de Exteriores como es habitual, y en contra de lo que establece el protocolo se le hizo esperar en el pasillo. Una vez en el despacho, el ministro israelí se negó a dar un apretón de manos al diplomático, incluso cuando los periodistas gráficos allí presentes lo sugirieron, y se le ofreció a Çelikkol para sentarse en un sofá considerablemente más bajo que las sillas de los representantes israelíes.
«Pongan atención en que está sentado en una silla más baja, que sólo hay una bandera israelí en la mesa (no había bandera turca) y que no estamos sonriendo», subrayó el ministro Ayalon a los fotógrafos y cámaras de televisión allí presentes. El personal de Exteriores israelí pidió además que se retirasen de allí los refrigerios que el personal del Parlamento había preparado para la entrevista.
 
Tras el incidente, Çelikkol declaró que regresará a Turquía para efectuar consultas relacionadas con el reciente incidente diplomático ocurrido entre ambas naciones, añadiendo que probablemente no regrese. En una carta dirigida al embajador de Israel en Turquía, Gabby Levy, el ministro de Exteriores turco Ahmet Davutoğlu dijo que esperaba una “explicación israelí junto a sus respectivas disculpas”.
 
La protesta de Israel ante el embajador turco surgió por la emisión de un capítulo de la famosa serie turca de acción «Kurtlar Vadisi» (El Valle de los Lobos), en el que aparece un agente del Mossad asesinando a un niño. La serie, criticada también dentro de Turquía por su contenido violento y nacionalista, es sin embargo una de las más vistas en el país y es también emitida en varios países de Oriente Medio. Esta no es además la primera vez que un programa de la televisión turca irrita al gobierno hebreo, ya que el pasado mes de octubre se produjo un fuerte encontronazo diplomático cuando en este caso un canal de la televisión pública de Turquía (TRT) emitió una teleserie sobre el conflicto palestino-israelí en la que los soldados hebreos aparecían matando a civiles inocentes. Tras la protesta israelí, la serie fue cancelada.
 
El suceso se ha visto avivado además por las declaraciones del primer ministro turco Tayyip Erdoğan, quien el lunes reiteró sus críticas a Israel por el bombardeo en la Franja de Gaza el año pasado y acusó a Tel Aviv de amenazar la paz en la región. «Aquellos que advierten a Irán por las armas nucleares no hacen las mismas advertencias a Israel. Los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU deberían ser justos. Israel no ha negado la existencia de su arsenal nuclear, al contrario, la ha admitido», afirmó Erdoğan, quien mostró su apoyo al primer ministro libanés Saad Al Din Al Hariri, que visitó Ankara en viaje oficial. Las declaraciones de Erdoğan fueron duramente criticadas por el gobierno israelí, que lo acusó de hacer un «ataque desenfrenado contra Israel».