Regresan a Turquía los primeros turcos huyendo de los combates en Irak

El sábado llegaba a casa también uno de los 31 camioneros turcos secuestrados por las milicias del ISIL en Irak, tras haber logrado huir de sus captores en las afueras de Mosul.

Más de un centenar de ciudadanos turcos que trabajan para empresas turcas en Irak regresaban el sábado a su país después de que el Ministerio de Asuntos Exteriores de Turquía emitiera esta semana una advertencia a sus ciudadanos para que abandonen inmediatamente territorio iraquí, ante el preocupante deterioro de la seguridad en la vecina nación árabe.

Un total de 113 empleados llegaban a Turquía procedentes de la provincia iraquí de Nayaf, al sur de Irak, en un avión fletado al parecer por su propia compañía, según informaba el sábado en un comunicado el ministerio de exteriores turco.

El gabinete de crisis creado por el gobierno turco para coordinar el retorno de todos los ciudadanos turcos residentes en Irak indicó así mismo que la aerolínea nacional Turkish Airlines continuaba fletando nuevos vuelos a los principales aeropuertos del sur del país así como de la región autónoma kurda del norte de Irak, lejos de las zonas bajo control de las milicias del Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIL). Se estima que hay entre 7.000 y 10.000 turcos residiendo en Irak, sin incluir la región autónoma del Kurdistán iraquí.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Turquía -que en el comunicado difundido el jueves informaba que los aeropuertos más seguros eran los de Bagdad, Basora, Nayaf, Sulaymaniyah y Arbil- volvió a reiterar además su advertencia pidiendo que se evite viajar a cualquier provincia iraquí ante el continuo deterioro de la seguridad en el país y el aumento de los combates, mientras cerca de 80 ciudadanos turcos permanecen secuestrados en las cercanías de Mosul por fuerzas yihadistas del ISIL.

Escapa uno de los camioneros secuestrados

Por otro lado la prensa turca informaba el sábado que uno de los 31 camioneros que permanecían secuestrados por el ISIL después de que sus milicias tomaran esta semana la importante ciudad de Mosul, al norte de Irak, había logrado huir de sus captores y se encontraba ya en Turquía.

İbrahim Kaynak llegaba el sábado a su casa en la localidad fronteriza de Akçakale, en la provincia suroriental de Şanlıurfa, tras haber cruzado en la noche del viernes a Turquía a través del paso fronterizo de Habur.

Según explicó a los medios, Kaynak fue detenido por las milicias del ISIL cerca de Mosul y trasladado como rehén hasta un almacén junto con otros 20 camioneros turcos. Él es el único que ha logrado escapar y llegar a su casa, gracias a que huyó a territorio kurdo donde se entregó a las fuerzas peshmerga, que le ayudaron a cruzar a Turquía.

«La mayoría de los camioneros estaban hambrientos y débiles. Yo era el único que se mantenía fuerte. Todos los militantes (del ISIL) abandonaron el almacén después de que oyéramos explosiones en el centro de Mosul. Aproveché la oportunidad y salté por encima del muro», explicó Kaynak. «Gracias a Dios, estoy de nuevo con mi familia. Que Dios ayude a los camioneros que se quedaron allí».