Otro soldado muerto en un ataque del PKK en Di̇yarbakır

Un oficial del ejército turco falleció a consecuencia de los disparos realizados durante una emboscada de un grupo de terroristas del Partido de Trabajadores del Kurdistán (PKK) contra una patrulla.

Un oficial del ejército turco falleció a consecuencia de los disparos realizados durante una emboscada de un grupo de terroristas del Partido de Trabajadores del Kurdistán (PKK) contra una patrulla que transitaba por una aldea de la provincia de Diyarbakır, en el sureste de Turquía.
 
Según indicaron fuentes del gobierno turco ayer domingo, el suceso se produjo cuando una patrulla del ejército turco realizaba un recorrido por las proximidades de la aldea de Abalı, situada en el distrito de Lice de la provincia suroriental de Diyarbakır, de mayoría étnica kurda. En ese momento un grupo de terroristas sorprendió a la patrulla y comenzó a realizar disparos con armas automáticas, matando de forma inmediata a un teniente e hiriendo a otro soldado.
 
El ataque fue respondido por la patrulla militar, que disparó contra los atacantes obligándolos a huir del lugar, aunque sin conseguir capturar a ninguno de ellos. El ejército turco ha puesto en marcha una operación a gran escala en la zona con el objetivo de capturar a los miembros del PKK autores del ataque, el tercero que se produce en los últimos días y que eleva ya a seis las víctimas en el seno de las fuerzas de seguridad turcas desde el pasado viernes.
 
El primer ministro turco Recep Tayyip Erdoğan declaró ayer domingo durante una comparecencia ante miembros de su partido que los últimos ataques sólo contribuirían a fortalecer la determinación de su gobierno a combatir el terrorismo. Erdoğan ofreció también sus condolencias a los familiares de los gendarmes turcos que fallecieron el fin de semana durante un ataque a una comisaría de la provincia oriental de Tunceli.