carteras y productos en venta

El parlamento turco aprueba una legislación contra el comercio de productos falsificados

La nueva ley aprobada en la Asamblea Nacional Turca busca frenar la producción y venta de productos de marca falsificados, un problema que cada año supone pérdidas de cientos de miles de millones de euros en todo el mundo.

La Asamblea Nacional Turca aprobó a última hora del miércoles una nueva regulación sobre derechos de propiedad industrial que busca frenar el comercio en Turquía de productos falsificados.

Según informó la agencia de noticias estatal Anatolia, la nueva legislación introduce penas de prisión y multas incrementadas para los condenados en el país por delitos relacionados con el comercio de bienes y productos falsificados; así, las penas de cárcel para quienes falsifiquen una marca registrada produciendo o vendiendo productos falsos pasan a ser de entre 1 a 3 años de prisión, mientras que en el caso de que los delitos relacionados que impliquen penas de cárcel menores de 21 días, éstas serán sustituidas por una sanción económica.

El pasado mes de abril, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea anunciaron que las importaciones de productos falsificados y pirateados equivalen anualmente a casi medio billón de dólares, lo que representa el 2,5% de las importaciones totales mundiales, siendo las marcas estadounidenses, italianas y francesas las más afectadas por las falsificaciones.