CONDENADOS 53 ALCALDES POR APOYAR UNA TELEVISIÓN PRO-PKK

Un tribunal turco hayó culpables a 53 alcaldes, la mayoría de ellos del pro-kurdo Partido de la Sociedad Democrática (DTP), de apoyar al PKK por haber pedido al gobierno de Dinamarca que mantuviera el canal kurdo Roj-TV abierto.

El tribunal, en su veredicto hecho público el martes en la ciudad de Diyarbakir, sentenció a los 53 alcaldes a dos años y medio de prisión, acusados de cargos de promoción y apoyo a una organización terrorista. Otros tres alcaldes fueron absueltos de los cargos. La pena fue conmutada sin embargo posteriormente por el tribunal al pago de una multa de 1.835 0 liras turcas (unos 875 euros) cada uno, en base al buen comportamiento que mostraron los acusados durante el juicio.

Los 53 alcaldes del DTP fueron acusados en 2006 después de enviar un escrito al Primer Ministro danés Anders Fogh Rasmussen pidiéndole que no cerrara el canal de televisión Roj-TV en Dinamarca. Roj-TV está prohibida en Turquía, ya que el gobierno turco la acusa de ser una mera herramienta propagandística para las actividades del PKK y de tener lazos con esta organización terrorista. Miembros del PKK han aparecido a menudo en las emisiones de Roj-TV con conexiones en directo desde sus escondites en las montañas del norte de Irak, y el canal ofrece en ocasiones imágenes de los terroristas entrenando o atacando a soldados turcos.

Los alcaldes niegan estar apoyando al PKK

Los alcaldes inculpados se defendieron diciendo que era una cuestión de libertad de expresión, y aseguraron que apelarían la decisión del tribunal. El representante legal de Osman Baydemir, alcalde de Diyarbakır, aseguró que el objetivo de la carta que escribieron los alcaldes era únicamente pedir que un canal de televisión en lengua kurda siguiera emitiendo. \»Nunca elogiaron el contenido de los programas\», dijo. También añadió que si la apelación a la decisión del tribunal fracasaba, considerarían la posibilidad de llevar el caso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo, cuyas decisiones son vinculantes para Turquía.

Se da la circunstancia de que el fiscal del caso quería inicialmente juzgar a los alcaldes por ayudar y apoyar al PKK, pero posteriormente redujo los cargos a elogios a un grupo criminal. De haberse mantenido la acusación inicial, la pena habría podido ser de hasta 15 años de prisión.

El primer ministro danés critica la decisión

El Primer Ministro danés Anders Fogh Rasmussen criticó el martes la decisión del tribunal en un comunicado, diciendo que era incomprensible que una carta de esa naturaleza pudiera llevar a un veredicto de culpabilidad.

\»Turquía desea unirse a la Unión Europea, y por tanto esperamos que adopte las mismas normas que la UE. Este es un caso que Dinamarca y la UE observan atentamente\», dijo el primer ministro danés.

Los programas de televisión en lengua kurda estuvieron completamente prohibidos en Turquía desde 1983 hasta 2002. Durante este tiempo algunas emisoras kurdas comenzaron a emitir vía satélite desde Europa, como fue el caso de Roj-TV. Sin embargo, al finalizar la prohibición de emitir programas en lengua kurda la mayoría de los canales kurdos se trasladaron de nuevo a Turquía. Actualmente la emisora pública estatal turca TRT emite varios programas en kurdo, junto con otras emisoras de radio y televisión locales.