escalada bélica en Oriente Medio

Turquía advierte de una escalada inminente en Oriente Medio tras los ataques de Irán 

El ministro de exteriores de Turquía, Hakan Fidan, advirtió de una escalada inminente en Oriente Medio tras los recientes ataques con misiles de Irán, que a última hora de ayer lanzó un nuevo ataque, en esta ocasión contra posiciones de una organización terrorista en Pakistán: a juicio de Fidan, estas acciones junto con las tensiones en el Mar Rojo relacionadas con los rebeldes hutíes de Yemen, pronostican una escalada de la actual guerra entre Hamas e Israel en Gaza.

“Lo que está ocurriendo en el Mar Rojo, en Irak y en Siria es un preludio de que la espiral bélica que comenzó en Gaza se convertirá en un torbellino mucho mayor”, aseguró ayer Fidan durante una conferencia de prensa conjunta en Ankara con su homólogo croata, recordando que anteriormente él mismo ya había pronosticado que la guerra entre Israel y Hamas podría conducir “a una guerra mayor, o a una paz mayor”.

En este sentido, el canciller turco volvió a criticar a aquellos países -sin nombrarlos, pero en clara referencia a EE.UU. y Reino Unido– cuyas acciones parecen buscar aumentar las tensiones en la región; por el contrario, Fidan subrayó que la actitud de Turquía desde el inicio de la guerra en Gaza ha sido buscar un alto al fuego y una paz duradera recurriendo a todas las vías diplomáticas posibles. “Continuaremos trabajando por la paz a todo ritmo, y haremos todos los esfuerzos necesarios para que las masacres cometidas por Israel encuentren respuesta política y judicial en la comunidad internacional”, declaró.

Pese a la escalada bélica en Oriente Medio y al “apoyo de facto” a las tensiones que llevan a cabo varias potencias, el ministro de exteriores de Turquía se mostró en cierto modo optimista respecto a una posible salida negociada. “La idea de que una solución de dos Estados es fundamental para poner fin a esta crisis, es algo aceptado prácticamente por todos”, dijo. Por el contrario, “los enfoques que solo priorizan los intereses de Israel y que dejan a un lado la seguridad y la soberanía de los palestinos, no traerán paz sino que crearán a largo plazo una región en crisis permanente”, añadió.