Side, un lugar de vacaciones con algo para todos

Side, que significa «granada» en una antigua lengua anatolia, es uno de esos raros lugares en los que hay algo para todos. Si tienes una familia joven, las playas que flanquean este pequeño pero ajetreado lugar, están entre las mejores de la costa mediterránea turca.

Side, que significa «granada» en una antigua lengua anatolia, es uno de esos raros lugares en los que hay algo para todos.

Si tienes una familia joven, las playas que flanquean este pequeño pero ajetreado lugar, están entre las mejores de la costa mediterránea turca. Para los jóvenes y solteros hay grandes bares y, para más tarde, clubes que están abiertos hasta altas horas de la madrugada. Las parejas se entretendrán siguiendo los pasos de aquellos grandes amantes que fueron Marco Antonio y Cleopatra, que usaron esta preciosa ciudad como refugio romántico hace 2000 años, con la puesta del sol bañando las antiguas ruinas acompañada del suave ruido del mar.

Aquellos interesados en la historia pueden disfrutar explorando las numerosas ruinas de la antigua ciudad y visitando el museo arqueológico. Mientras tanto, los que sean menos intelectuales pueden descansar tumbados al sol. En septiembre los aficionados a la cultura podrán asistir a conciertos de música clásica, ópera o ballet en el antiguo teatro. Desde finales de primavera hasta finales de otoño los más aventurero pueden practicar todo tipo de deportes acuáticos ya sea en la península en el interior, haciendo ráfting por el Cañón Köprülü.

Una de las cosas más importantes de Side es el hecho de que el pueblo moderno a crecido entre las ruinas de lo que una vez fue el asentamiento más poderoso y rico de Pamfilia. Deambula por las estrechas calles y verás los restos de unos baños romanos entre cafés y tiendas de souvenir. Tal vez la misma Cleopatra se bañó allí. Justo al final del promontorio en el que se sitúa Side están las que probablemente sean las ruinas más románticas de Turquía: los templos gemelos de Apolo y Atenea. Un número de cafés y bares se encuentran cerca de estas evocativas ruinas por si quieres tomar algo mientras se pone el sol.

Las mejores ruinas de Sida están a cinco minutos andando del puerto. Primero dirígete al noreste a través del pueblo para ir al teatro. Incluso más grande que aquellos en los cercanos Aspendo y Perge, en su día se sentaban en él 20.000 espectadores. La vista sobre las ruinas rodeadas de ruinas de arena, lo que fue antaño el ágora, y el mar en un lado de la península es increíble. Actuaciones en directo siguen teniendo lugar, sobre todo durante el festival de septiembre, pero no hay planes de revivir las peleas de gladiadores. La pared de dos metros de alto una vez separó a las bestias de los espectadores. Justo fuera del dentro hay una puerta monumental y una preciosa fuente construida por el emperador Vespasiano en el año 74. El museo arqueológico adyacente está lleno de objetos interesantes, y si tus piernas de lo permiten, puedes andar los 300 metros hasta la antigua puerta de la ciudad.

La ciudad fue fundada alrededor del 700 a.C. por colonos griegos provenientes del asentamiento egeo de Cyme. Debido a su gran posición en una península que podía ser defendida fácilmente, el suelo fértil de la tierra de Pamfilia y su puerto natura, Side comenzó a florecer. Sus habitantes eran comerciantes natos. En el segundo siglo antes de Cristo, en vez de intentar acabar con la piratería, permitieron que los piratas vendiesen los prisioneros que capturasen durante sus incursiones en Side, y por ello se convirtió en un gran mercado de esclavos. El escritor romano Stratonicus, cuando preguntado que destacase lo más villanos del mundo dijo: «En Pamfilia, los hombres de Faeselis. En el mundo entero, los hombes de Side.» Side continuó prosperando y alcanzó su cenit en el segundo siglo. A principios del Imperio Bizantino era una de las metrópolis más importantes, pero las incursiones árabes las debilitaron. En el siglo X la ciudad había sido abandonada.

Side tiene varias playas entre las que elegir. Si te estás quedando en la parte antigua del pueblo, la pequeña playa de piedra debajo del Soundwaves Beach Hotel es perfecta. Un poco más lejos, al sur del teatro, el ágora y la basílica bizantina, las playa del este se estira en la distancia. Estas dos playas son ideales para los niños. En el otro lado del promontorio está la llamada Playa del Oeste, en frente de hoteles caros pero también hogar de puestos en los que poder contratar esquí acuático y otros deportes acuáticos. La Playa Sorgun, alrededor de tres kilómetros al este de la ciudad, es accesible en minibús. Diez kilómetros en la dirección opuesta está la Playa Kümköy.

Cómo llegar allí

Aeropuerto más cercano: Antalya. Turkish Airlines (THY) vuela diariamente desde Ankara y Estambul. Onur Air, Atlas Jet y Pegasus vuelan diariamente desde Estambul. Sunexpress vuela diariamente desde Izmir. Antalta está conectada con todas las grandes ciudades turcas y Side por líneas regulares de autobús.

Horarios

Teatro: todos los días de 8 a 19h; 10 TL. Museo: todos los días de 8 a 17h; cerrado para comer de 12 a 13h; 5 TL.

Dónde quedarse

The Beach House: Barbaros Caddesi. Tel (+90) (242) 7531607; www.beachhousehotel.com. En primera línea, amigable y bien llevado. Simone Beauvoir fue cliente suyo en los 60.

Lale Park: Lale Sokak 5. Tel (+90) (242) 753 11 31; www.hotellalepark.com

Guías y mapas

The Blue Guide to Turkey; Rough Guide to Turkey; Lonely Planet: Turkey; Kartographischen Verlag Reinhard Ryborsch map series no:7.

Festival de Side

Las dos semanas de septiembre. Visitar www.operabale.kulturturizm.gov.org