La liga se pone al rojo vivo tras los resultados de Fenerbahçe, Galatasaray y Beşi̇ktaş

La victoria del Fenerbahçe, la derrota del Galatasaray y el empate del Beşiktaş han dejado la liga turca más apretada que nunca a falta de disputarse el partido del líder, el Bursaspor.

La victoria del Fenerbahçe, la derrota del Galatasaray y el empate del Beşiktaş han dejado la liga turca más apretada que nunca a falta de disputarse el partido del líder, el Bursaspor.

El Fenerbahçe venció por la mínima al Gaziantepspor en su estadio de Kadıköy. El juego de los Canarios Amarillos sigue sin convencer aunque se llevó los tres puntos gracias a un golazo del jerezano Dani Güiza en la primera mitad. El delantero español batió al guardameta rival con un disparo desde fuera del área que se coló por la escuadra del equipo visitante. El Fener consiguió así una victoria que le acerca a sus rivales por el título.

El Galatasaray por su parte cayó ante el Trabzonspor en el derbi de la jornada. Los Leones visitaron el siempre hostil Hüseyin Avni Aker. Jo y Dos Santos fueron los primeros en disfrutar de ocasiones de gol pero fue el argentino Gustavo Colman quien adelantó al Trabzon en el minuto 30 tras robarle el balón a Emre Güngör. Ambos conjuntos tuvieron numerosas ocasiones de gol pero finalmente fue el equipo local quien se hizo con los tres puntos.

El Beşiktaş empató a dos en el Estadio Recep Tayyip Erdoğan de Estambul ante el Kasımpaşa. Los cuatro goles del partido no llegaron hasta bien entrada la segunda mitad. Filip Holosko pudo adelantar por dos veces a las Águilas Negras en la primera parte, pero no pudo superar al portero rival en sendos mano a mano.

Fue Gökhan Güneş quien adelantó al Kasımpaşa en el minuto 62 tras un disparo a la media vuelta dentro del área visitante. Sin embargo, doce minutos más tarde Tello empató el partido con un fuerte disparo que se coló por la escuadra de la portería defendida por el meta rival. En el minuto 77 Bobo marcó el 1-2 tras rematar de cabeza una falta botada por Tello, pero Murat desbarató los planes del Beşiktaş y logró el empate a dos que a la postre sería definitivo.