El grupo de Amigos de Siria pide aislar al régimen de Assad

Durante la reunión celebrada el viernes en París, a la que asistieron representantes de 107 países, el ministro de exteriores turco insistió en que Assad ha perdido toda legitimidad y pidió aislar a China y Rusia, dos aliados de Damasco.

Representantes de más de un centenar de países árabes y occidentales reunidos en París en un nuevo encuentro del denominado Grupo de Amigos de Siria pidieron el viernes al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas nuevas medidas contra el régimen sirio y la salida del gobierno de Bashar al-Assad, al tiempo que acordaron incrementar su apoyo a la oposición siria.

En un comunicado emitido tras la reunión del Grupo de Amigos del Pueblo Sirio en la capital francesa, los participantes reiteraron su apoyo a los esfuerzos del enviado especial conjunto de la ONU y la Liga Árabe para logran la paz en el convulsionado país árabe, al tiempo que pidieron al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que respalde sus esfuerzos mediante una resolución que imponga nuevas sanciones contra el régimen de Bashar al-Assad.

El grupo así mismo expresó su respaldo a la propuesta de crear un gobierno de transición en Siria de acuerdo a la iniciativa impulsada por Annan recientemente en Ginebra, un gobierno del que Assad no debería formar parte. «Los participantes han acordado e insistido en que aquellos cuya presencia socavaría la credibilidad de la transición, deberían ser excluidos. A este respecto, subrayan fehacientemente que Bashar al-Assad debe renunciar al poder», explicaba el comunicado final, en el que se describía su gobierno como alguien que «amenaza con hundir al país en una guerra civil total».

Durante la reunión celebrada en París, el Grupo de Amigos de Siria también acordó incrementar su apoyo a la oposición siria, de la que elogió sus intentos de mostrar una única voz frente al régimen de Damasco, y mostrando su apoyo a las «medidas legítimas tomadas por la población siria para su propia protección».

El ministro de exteriores turco pide aislar a Rusia y China

El ministro de exteriores turco Ahmet Davutoğlu, presente también en la reunión de París, fue uno de los que alzó su voz durante el encuentro para pedir una mayor presión sobre China y especialmente Rusia -dos países que han vetado todas las resoluciones de la ONU contra Siria- para que dejen de apoyar al régimen de Bashar al-Assad.

«Deberíamos incrementar la presión sobre el régimen sirio y sobre aquellos que apoyan a ese régimen, aislándolos cada vez más», explicó el canciller turco. «Deberíamos también apoyar a la oposición, a aquellos que trabajan y luchan contra el régimen de Assad», añadió.

Durante un discurso pronunciado ante más de un centenar de delegaciones de países y organizaciones de todo el mundo asistentes a la reunión, Davutoğlu insistió en que el régimen sirio ha perdido toda legitimidad posible con su actuación y que debe dejar paso a un gobierno de transición hacia un régimen democrático y pluripartidista.

El ministro propuso además que la próxima reunión de los Amigos del Pueblo Sirio se celebre coincidiendo con la próxima Asamblea General de Naciones Unidas -prevista para septiembre en Nueva York-, subrayando de esta forma que aquellos que siguen apoyando al régimen sirio están aislado.

En este sentido, recordó que es significativo el cada vez mayor número de países que participan en las reuniones del Grupo, desde las 74 naciones representadas durante el primer encuentro que se celebró el pasado febrero en Túnez, a los 83 países que acudieron en abril a Estambul hasta llegar a los 107 estados representados en París. «Esto por sí solo es una muestra de que el régimen sirio está cada vez más aislado», subrayó Davutoğlu.