4 gendarmes muertos y 7 heridos en un ataque del PKK

Supuestos miembros del PKK atacaron con explosivos un puesto de la gendarmería turca en la provincia oriental de Tunceli, causando la muerte a 4 soldados turcos y heridas a otros 7.

Supuestos miembros del PKK atacaron con explosivos un puesto de la gendarmería turca en la provincia oriental de Tunceli, causando la muerte a 4 soldados turcos y heridas a otros 7, en el que es el ataque más importante contra las fuerzas de seguridad turcas de los últimos meses.
 
El ataque se produjo en la madrugada entre el viernes y el sábado contra una remota estación de la gendarmería turca situada en Nazımiye, en la provincia oriental de Tunceli. Al parecer los terroristas lanzaron varios ataques con mortero y armas automáticas aprovechando las condiciones meteorológicas, con una densa niebla reinante, según informó el canal de televisión CNN Türk.
 
Como resultado del ataque, el comandante del puesto y otros tres gendarmes resultaron muertos, según informaron las autoridades turcas. Otros siete gendarmes resultaron heridos y fueron trasladados por helicóptero a varios hospitales militares de la región; según apuntaron los medios de comunicación turcos, dos de los heridos se encuentran en estado de extrema gravedad.
Tras el suceso las fuerzas de seguridad turcas lanzaron una gran operación militar en la zona con tropas de tierra, mientras que los helicópteros no pudieron despegar debido a las condiciones de niebla en la zona.
 
El ataque se produce en una época en que los miembros del PKK que se refugian en las montañas del norte de Irak aprovechan la llegada de la primavera y el deshielo para realizar incursiones en territorio turco. Un soldado turco resultó muerto el viernes tras pisar una mina colocada por la organización terrorista en la provincia fronteriza de Hakkari, según informó el gobierno turco.