Una corona de oro robada y llevada a Escocia, regresa a Turquía

Una corona de oro de 2.400 años de antigüedad robada en 2008 de la cámara funeraria de Hecatomno, en la ciudad turca de Milas, y más tarde llevada a Escocia, ha regresado a Turquía, y junto con una figura animal de 4.000 años robada en la provincia de Erzurum se exhiben ya en el Museo de las Civilizaciones de Anatolia, en Ankara. Turquía aspira también a recuperar muchos objetos que se exhiben en museos de Europa y EE.UU.