Rusia ofrece a Turquía sus cazas Sukhoi tras el veto de Trump a los F-35

La corporación rusa Rostec ha ofrecido a Turquía su nuevo caza Su-35, después de que Washington anunciara que no venderá los F-35 a Ankara, que iba a adquirir más de 100 unidades.

Rusia está lista para vender su caza polivalente y altamente maniobrable Sukhoi Su-35 a Turquía, según ha anunciado el conglomerado ruso Rostec después de que Trump haya confirmado que Estados Unidos no venderá los cazas F-35 a Ankara por su decisión de adquirir los misiles antibalísticos rusos S-400.

“Si nuestros colegas turcos lo desean, estamos listos para trabajar en las entregas del Su-35”, declaró el jueves Sergei Chemezov, director ejecutivo de la corporación rusa de defensa Rostec, un día después de que Estados Unidos anunciara la expulsión de Turquía del programa del nuevo caza de quinta generación F-35.

Nada más conocer la medida, el Ministerio de Asuntos Exteriores de Turquía criticó en un comunicado la decisión asegurando que dañará irreparablemente las relaciones entre ambos países. “Este paso unilateral es incompatible con el espíritu de alianza (de la OTAN) y no se basa en ninguna justificación legítima”, decía el texto, en el que una vez más se rechazaba que la seguridad del F-35 se vea amenazada por la compra de los misiles S-400.

Donald Trump confirmó esta semana que Washington no venderá a Turquía los F-35, lamentando la decisión pero culpando a la administración Obama por haber arrastrado a su gobierno a esta situación. Trump reconoció además que el fabricante del F-35, Lockheed Martin, “no está precisamente feliz” dado que el gobierno turco pensaba adquirir más de un centenar de cazas de este modelo. “Eso son muchos empleos”, subrayó.

Turquía podría confiar en su propio caza de combate, el TAI TF-X

“Tenemos una situación en la que Turquía se está portando muy bien con nosotros, y ahora le estamos diciendo a Turquía que porque ya se ha visto obligada a comprar otro sistema de misiles (por culpa del veto de Obama a los Patriot), no le vamos a vender los cazas de combate F-35. Es una situación muy difícil en la que están. Y esta una situación muy difícil en la que nos hemos colocado (también) nosotros, los Estados Unidos”, afirmó Trump.

El Su-35 es un caza de combate supersónico de cuarta generación derivado del Su-27. Dotado de dos motores y nuevo diseño que le conceden una gran maniobrabilidad, desde 2014 Rusia ha puesto en servicio 78 cazas Su-35. Turquía está además desarrollando su propio caza de combate, el  TAI TF-X, que prevé que entre en servicio antes de 2023 para sustituir a la flota de F-16 que forma el grueso de sus fuerzas aéreas.