Expulsado de un partido sueco un candidato de origen turco

Mikail Yüksel, candidato al parlamento sueco, ha sido expulsado tras las presiones de lobbies opuestos a Turquía. Meses atrás había recibido amenazas llamándole “asqueroso musulmán”.

Un candidato al parlamento sueco de origen turco ha sido expulsado de su partido apenas unas semanas antes de las elecciones generales y municipales previstas en Suecia para el próximo 9 de septiembre, al parecer después de haber sido acusado de ser un partidario de Erdoğan.

Mikail Yüksel, quien hace sólo unos meses había recibido cartas amenazadoras molestas con su candidatura en las que se le decían cosas como “vuelve a tu país, asqueroso musulmán”, confirmó en declaraciones a agencias que había sido expulsado del Partido del Centro de Suecia (Centerpartiet) “por no hablar en contra de Turquía y con la excusa de que mi padre fue alcalde por el MHP (un partido nacionalista turco) de Kulu”, un distrito de la provincia anatolia de Konya.

Yüksel, de 36 años de edad y candidato al parlamento por la circunscripción de Gotemburgo, y que desde que emigrara a Suecia hace 17 años había ascendido rápidamente en la política del país nórdico, había hecho campaña electoral en el distrito de Kulu debido a que desde aquí partieron unos 50.000 turcos que emigraron a partir de 1965 a Suecia, y muchos regresan a la localidad para pasar sus vacaciones y reunirse con sus familias. De hecho curiosamente existe un consulado honorario de Suecia en esta pequeña ciudad, cuyo centro urbano no llega a los 30.000 habitantes.

“Desgraciadamente mi campaña electoral ha molestado al grupo terrorista PKK y a algunos lobbies que están en contra de Turquía”, dijo el candidato turco, que habría sido acusado por estas organizaciones de ser un mero instrumento del presidente turco Recep Tayyip Erdoğan.

A pesar de que Yüksel negó todas estas acusaciones en su contra, y aunque su propio partido sabía que no eran ciertas, asegura que sus compañeros del Centerpartiet le dieron la espalda. “Fabricaron acusaciones sin fundamento en mi contra”, se lamentó el candidato, quien explicó que continuamente se le obligaba a expresar su opinión sobre asuntos relacionados con Turquía a pesar de que ha manifestado no estar interesado en absoluto en la política turca.

Para ilustrar que las motivaciones de su partido son otras y que la excusa para expulsarle es sólo eso, Yüksel recuerda que en ningún momento le ocultó el pasado político de su padre al partido: “Mi partido me dijo que no había ningún problema (con el hecho de que mi padre hubiese sido alcalde en Turquía) y que sería su candidato”, insistió.

“Pero desgraciadamente, no han cumplido su palabra”, añadió Yüksel, quien asegura que posee documentos que prueban que su partido conocía el pasado político de su familia cuando propuso su candidatura.

A pesar de todo, su candidatura al parlamento sigue vigente por lo que Yüksel ha decidido seguir adelante y presentarse a las elecciones como independiente, confiando en recibir el voto de la comunidad musulmana y de los inmigrantes turcos en Gotemburgo. Si tiene éxito y resulta elegido, se plantea incluso crear su propio partido político.