EL BANCO CENTRAL TURCO VUELVE A RECORTAR SUS TIPOS DE INTERÉS

EL BANCO CENTRAL TURCO RECORTÓ HACE UNOS DÍAS LOS TIPOS DE INTERÉS EN 1´25 PUNTOS, SITUÁNDOLO EN EL 15%

El Banco Central Turco volvió a reducir su tipo de interés de referencia hace unos días en 1´25 puntos hasta situarlo en el 15%, una decisión muy bien recibida que se espera ayude a evitar una desaceleración económica que algunos ya aventuran podría derivar con el tiempo en una recesión, tal y como ya está ocurriendo en toda Europa.

Animado por el recorte de interés tanto en la Reserva Federal Norteamericana como en el Banco Central Europeo, así como por la creciente presión para que tomase medidas que eviten una posible recesión económica en Turquía a medio plazo, el Banco Central de Turquía (TMB) anunció un recorte de 1´25 puntos hace tres días, justo un mes después de que el pasado 19 de noviembre ya bajara los tipos medio punto hasta situarlos en el 16´25%, a pesar de que todo apuntaba a que se mantendrían en el 16´75%.

Este recorte de tipos de interés supone el mayor desde hace cuatro años, cuando en diciembre de 2004 el TMB recorté los tipos de interés un 2%. Con esta decisión, el Banco parece haber lanzado un mensaje claro de apoyo al gobierno turco, que llevaba tiempo pidiendo medidas para alejar el fantasma de la recesión de la economía turca, que creció tan sólo un 0´5% del PIB durante el tercer trimestre de 2008 a causa de la caída de la demanda en el principal mercado de exportación turco, la UE, sumida ya en una clara recesión económica. Además, los analistas creen que el PIB turco tendrá un crecimiento negativo durante el cuarto trimestre de 2008, una vez se conozcan los datos de este último período del año.

El ministro de comercio, Kürşad Tüzmen, felicitó al TMB por el recorte si bien señaló que esperaba que tal medida se hubiese producido antes. Por su parte Zafer Çağlayan, ministro de industria y comercio, declaró que con esta medida el TMB iba por el camino correcto y manifestó su convicción de que el recorte de tipos ayudaría a estimular el consumo interno.