EE.UU DICE QUE PODRÍA DUPLICAR SUS SOLDADOS EN AFGANISTÁN

El almirante Mike Mullen, jefe del Estado Mayor Conjunto, dijo que Estados Unidos podría enviar entre 20.000 y 30.000 soldados estadounidenses adicionales a Afganistán para reforzar a los 31.000 ya existentes.

Este año ha sido el más mortal para las fuerzas norteamericanas en Afganistán desde la invasión del 2001 para expulsar al Talibán por haberle dado refugio al líder de al-Qaida, Osama bin Laden. Los ataques suicidas y las bombas a la orilla del camino se han vuelto más peligrosos, mientras que los combatientes del Talibán se han infiltrado en amplias zonas del interior del país y ahora controlan provincias en las afueras de Kabul.

Los comandantes estadounidenses han pedido desde hace mucho tiempo alrededor de 20.000 soldados extras para ayudar a las fuerzas canadienses y británicas en dos provincias justo en las afueras de Kabul y en el sur del país. Sin embargo, la cifra de Mullen es la más grande que cualquier alto funcionario militar estadounidense haya manejado sobre potenciales tropas adicionales a Afganistán.

Mullen dijo que el incremento incluiría a fuerzas de combate, pero también a elementos de aviación, apoyo médico y asuntos civiles.

«Así que entre 20.000 y 30.000 es el margen de aumento global desde donde estamos ahora mismo», aseguró el jefe militar durante una conferencia de prensa en una base estadounidense en Kabul. «Ciertamente tenemos suficientes fuerzas para tener éxito en el combate, pero no hemos tenido suficientes fuerzas para retener el territorio que limpiamos».

En total, hay más de 60.000 soldados extranjeros en Afganistán. Mullen dijo que cualquier aumento del despliegue estadounidense se vincularía directamente con los niveles de las fuerzas en Irak, donde los comandantes estadounidenses están retirando efectivos.