Arınç: Confiamos en que Netanyahu enmiende sus relaciones con Turquía

En declaraciones a un canal israelí, el vice primer ministro turco tendió la mano al primer ministro Benjamin Netanyahu, aunque condicionándolo a un acuerdo de paz con los palestinos.

Turquía confía en que el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, que recientemente resultó reelegido en los comicios parlamentarios en Israel, dé los pasos necesarios para enmendar las relaciones entre éste país y Turquía, muy deterioradas a raíz del abordaje en mayo de 2010 del barco humanitario “Mavi Marmara” que costó la vida a 9 activistas.

Este sería el mensaje que el vice primer ministro turco Bülent Arınç habría transmitido durante declaraciones realizadas a la cadena privada de televisión israelí “Canal 2”, en las que no obstante supeditó también una mejora de las relaciones bilaterales a la consecución de una paz duradera con los palestinos.

“Turquía espera y confía en que el gobierno israelí muestre su firme deseo político de poner fin al conflicto con Palestina”, dijo Arınç. “Por tanto, si Netanyahu va a realizar un nuevo comienzo, si va a hacer un gesto hacia Turquía para fomentar la confianza en términos de restaurar las relaciones, pensamos que sería correcto que expresase que su deseo de paz (con los palestinos) es firme”, subrayó.

En este sentido, el número dos del gobierno turco recalcó que tanto el fin del bloqueo israelí a la Franja de Gaza como unas buenas relaciones con Turquía contribuirían a la paz en Oriente Medio, y por tanto a garantizar la seguridad de Israel.

Arınç, que recientemente inauguró en la provincia turca de Edirne la reapertura de una de las mayores sinagogas de Europa tras varios años de trabajos de restauración, insistió en que histórica y culturalmente Turquía no ha sido un país anti-semita, algo de lo que dijo que el país euroasiático se sentía orgulloso.

“El pueblo turco puede reaccionar de manera evidente a las acciones por parte del Estado israelí, no a las de los judíos”, declaró el vice primer ministro haciendo una distinción clara entre ambos conceptos. “Y pensamos que estamos en lo correcto al reaccionar así”, agregó.

Respecto a las negociaciones en curso con Irán por su controvertido programa nuclear, en las que tanto Teherán como el llamado Grupo 5+1 están a punto de cerrar un acuerdo pero muy criticadas por el propio Netanyahu, Arınç dijo que la postura de Turquía es que Irán tiene derecho a hacer uso de la energía nuclear, pero que otra cosa es que esa tecnología vaya a emplearse para fabricar armas atómicas. “Esto es algo que debería ser muy controlado. Irán debería estar abierto a todo tipo de inspecciones”, matizó.